A pesar de un informe, el Gobierno insistirá con la baja de la edad de imputabilidad

Una comisión de asesores le aconsejó no disminuirla, pero igual impulsaría el cambio.

El crimen de Brian Aguinaco (14), cometido por otro menor en Flores en diciembre, impulsó la discusión sobre la baja en la edad de imputabilidad.

El Gobierno avanzará con su iniciativa de reforma del Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil, que incluye bajar la edad de imputabilidad de los menores a 14 años para delitos graves y que, según lo confirmó hoy el subsecretario de Política Criminal del Ministerio de Justicia, Martín Casares, será parte de los anuncios que hará el presidente Mauricio Macri en la Asamblea Legislativa de este miércoles 1° de marzo.

El subsecretario de Política Criminal del Ministerio de Justicia, Martín Casares, confirmó que la redacción del proyecto para bajar la edad de imputabilidad de los menores a 14 años está en marcha, y que incluso será uno de los anuncios que prepara el Macri para la Asamblea Legislativa del miércoles.

"En la mesa (en la que se trató puntualmente el tema de la edad), la mayoría de los asistentes fueron de organizaciones sociales y de derechos humanos, y la gran mayoría se expresó en contra de la baja. No constituye una propuesta, porque es dejar la edad como está. El Gobierno avanzará en un proyecto que proponga la baja de la edad", informó Casares.

El Gobierno se propone, según Casares, "avanzar en un proyecto que va a proponer la baja de la edad de imputabilidad para delitos graves que atenten contra la vida". A partir de los 14 años, los menores podrían ser juzgados por hechos de "homicidio, violación, secuestro extorsivo, robo con armas y con lesiones gravísimas", adelantó el funcionario.

La propuesta gubernamental incluye la diferenciación por edades, contó Casares, titular de la subsecretaría que tiene a cargo la redacción de la iniciativa. "Estamos pensando en franjas. De 14 a 15 años, que sean imputables para los hechos más graves; entre los 16 y los 17, se incluirían más delitos", explicó.

El proyecto de reforma del régimen penal juvenil "va a ser anunciado en la apertura de sesiones", adelantó Casares.

Al relatar el desarrollo de la mesa que abordó puntualmente el tema de la baja de la edad de imputabilidad, el funcionario del ministerio que conduce Germán Garavano marcó que hubo mayoría por mantenerla en 16 años, pero también aportes en otros sentidos.

"Organizaciones de víctimas, médicos y psicólogos expresaron propuestas concretas, y plantearon que entre los 14 y los 15 años se pueden comprender actos muy graves. Laura Musa (directora de la Fundación SUR Argentina) hizo una defensa de la baja de la edad de imputabilidad. Diana Cohen Agrest dijo que era más importante el hecho que se cometía que la edad", resumió Casares. Entre las organizaciones que se opusieron a bajar la edad estuvo Unicef, y en la misma línea se expresó la Defensoría General de la Nación.

"En general, la idea es tomar los aportes, que no son vinculantes. Si son contrarios a lo que consideramos que debe ser un Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil, los dejamos de lado", aseveró el funcionario.

La redacción del proyecto de reforma subrayará aspectos relativos a las condiciones en que se cumplirán las medidas punitivas. "Estamos pensando también en las sanciones. En homicidios, violaciones, o secuestros extorsivos, lamentablemente, la sanción tiene que ser privación de la libertad", subrayó el funcionario.

"Hacer un sistema penal juvenil implica que la pena no puede ser de 25 años, sino de ocho, o diez. Y el lugar tiene que garantizar condiciones para tratamientos, para terminar la escuela, para contener psicológicamente. Si no es así, (el menor) reincide", evaluó Casares.

El subsecretario de Política Criminal destacó que se realizaron "ocho mesas a lo largo de febrero, los días martes y jueves, que fueron desde la de prevención y abordaje temprano, hasta la última mesa (denominada 'Definición de imputabilidad de los jóvenes menores de edad')".

El jueves, con el desarrollo del debate sobre la edad, se cerró la serie de reuniones, de las que participaron cada jornada "entre 50 y 70 asistentes, no sólo especialistas, sino también ONG's, organizaciones de víctimas y funcionarios de distintas provincias que se ocupan de temas relacionados", contó Casares a esta agencia.

"Además de las mesas, los miércoles escuchamos a jueces, fiscales, defensores, diputados, senadores y asesores legislativos", completó el funcionario.

Con los debates realizados, y "tratando de ser respetuosos con los aportes, vamos a tener un proyecto muy nutrido, con consensos, quizás no en este punto (de la baja de la edad a 14 años)", dijo Casares.

"No fuimos para atrás, el proceso de gobierno abierto es para escuchar", aclaró el subsecretario al referirse a la información publicada hoy por un matutino que afirmaba que el Gobierno no propondría bajar la edad tras recibir una opinión mayoritaria en contra en los debates organizados.

La postura de "no a la baja no es una postura propositiva", señaló Casares, y concluyó que el pedido de disminuir la edad es "un reclamo muy fuerte de la sociedad".

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.