#PabloPérez rompió el silencio tras ser echado del entrenamiento: "El chico me estaba volviendo loco"

El mediocampista se refirió a la patada que le dio a un juvenil en la práctica de Boca, reacción por la que fue echado por Guillermo Barros Schelotto. “No lo podíamos parar”, explicó



La tranquilidad de Boca luego de la goleada sobre Arsenal que le permitió al Xeneize cortar una racha de dos empates consecutivos se vio sacudida en la mañana de este martes cuando Pablo Pérez fue expulsado de la práctica por darle un fuerte golpe al juvenil Tomás Fernández. Por eso, luego del incidente, el mediocampista salió a dar sus explicaciones sobre lo ocurrido: "Fue una patada de viejo cascarrabias, el chico me encaró 50 veces y no lo podía parar. Me estaba volviendo loco".


En diálogo con Fox Sports, uno de los capitanes del Xeneize se mostró golpeado por lo sucedido: "Me da bronca que pase esto porque yo soy uno de los que habla para que no sucedan este tipo de situaciones. Tendría que ser una semana tranquila y ahora se va a hablar de esto". De todos modos, el volante intentó restarle trascendencia a lo ocurrido: "Esta patada es normal en un entrenamiento, yo me crié en Newell's con el Flaco Schiavi, que la patada más baja te la daba en la cintura.Con una amarilla se solucionaba, je. Además, me dolió más a mí que a él, porque le dí con la canilla".

Pérez, además, contó que se arrepintió de su reacción tras la decisión de Guillermo Barros Schelotto de echarlo del entrenamiento: "Estaba caliente, me bañé y me fui, pero mañana voy a hablar con Guillermo para cerrar el tema. Le voy a pedir disculpas al cuerpo técnico y a Tomás". Además, aseguró que acatará cualquier decisión que tome el Mellizo: "Si el entrenador decide que no sea titular, lo voy a respetar y me tendré que matar para volver al equipo".

Por último, el mediocampista aprovechó para halagar al pibe Fernández: "La rompió en la práctica. Juega muy bien, la verdad que merece estar en Primera".

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.