El Senado aprobó el paquete de leyes económicas del Gobierno

Minutos después de las 21, los legisladores convirtieron en ley la Reforma Tributaria, prorrogaron el impuesto al cheque y aprobaron el Presupuesto 2018



En un día victorioso para el Gobierno Nacional, el Senado aprobó el paquete de reformas económicas y convirtió en ley los proyectos del oficialismo.

En primer lugar, aprobaron la reforma tributaria por amplia mayoría en general luego de poco menos de 10 horas de debate. La nueva ley se aprobó con 52 votos a favor correspondientes al oficialismo y parte del justicialismo, 15 en contra y una abstención.



Se trata de la reducción gradual en cinco años de la alícuota del impuesto a las Ganancias para dividendos no distribuidos de las empresas (del 35% actual al 25% en 2021) y la posibilidad de computar el pago del Impuesto al Cheque a cuenta de Ganancias.

También plantea la devolución anticipada de los saldos a favor del IVA por las inversiones que hagan las compañías. El punto más novedoso es que se gravará la renta financiera: los activos financieros denominados en moneda extranjera o indexados a la inflación pasarán a estar gravados al 15%, mientras que las ganancias no distribuidas de las compañías pasarán a estar gravadas al 25%.



Respecto de la reducción de los aportes patronales, el proyecto establece que las empresas no los pagarán hasta una remuneración bruta de 12 mil pesos para 2022 (ajustado a la inflación que haya en ese entonces).

La reforma establece que el impuesto para las bebidas espirituosas pasará del 20 al 26%, mientras que las cervezas pasarán del 8 al 14%, a excepción de las artesanales, para las que se mantendrá el impuesto del 8%.

Momentos después se aprobó la ley de Presupuesto Nacional para el año 2018 con los votos favorables del oficialismo y de una parte del Bloque Justicialista. Con 54 votos a favor y 14 en contra, el cálculo de gastos e inversión para el año próximo quedó sancionado luego de un debate muy veloz que comenzó la semana pasada en la Cámara de Diputados y concluyó en apenas dos días en el Senado.

Proyecta un crecimiento del 3,5% del PBI, una inflación promedio del 15,7% y un dólar a 19,3 pesos, al tiempo que prevé una expansión del consumo privado del 3,3% y una aceleración de la inversión del orden del 12%, llevando al ratio de inversión sobre el PBI al 17,1%.

El cálculo del Gobierno en el proyecto es que los ingresos crecerán un 19% y el gasto primario, un 14,8%, mientras que el gasto de capital crecerá un 17,2%.

Dentro del gasto primario, el componente que más crecerá según el Presupuesto son las Prestaciones Sociales, dado que se destinarán 1.561.817 millones de pesos, un 22,1% superior a lo erogado en 2017. Por otro lado, se prevé que en 2018 el gasto total en infraestructura pública será de 435 mil millones de pesos, lo que representa un 3,5% del PBI y se incluyen 61 proyectos de obras bajo el régimen de Participación Público Privada (PPP), por un total de 30 mil millones de dólares de inversión.

Por último, el Senado aprobó la ley que prorroga el impuesto al cheque hasta 2022 y destina el total de su recaudación al sistema previsional. La ley fue sancionada con 65 votos a favor, 2 en contra y una abstención.

El proyecto prorroga la vigencia de ese gravamen hasta el 31 de diciembre de 2022 y destina el total de la recaudación al sistema previsional a diferencia de lo que ocurre actualmente con la asignación de un 85% de lo recaudado al Tesoro y un 15% a las provincias.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.