El Hulk ruso que no puede más del dolor: “Pido a Dios la muerte”

El físicoculturista cometió un error al tratar de romper un récord mundial.



Un hombre llamado Kiril Tereshin es conocido en las redes como el “Hulk ruso” por sus enormes brazos, pero estos les generan tanto dolor por eso ha llegado a pedir la muerte.

“Pido a Dios que el alma salga de mi cuerpo, no puedo aguantar el dolor”, confesó Kiril, quien se dedica al fisicoculturismo. Hay que destacar que para tener los bíceps tan grandes se inyectó una mezcla casera. Esto le puede costar la amputación de sus brazos.

El líquido que se introdujo dentro de sus bíceps se encuentra compuesto por aceite de oliva, alcohol y lidocaína, lo que aumentó el diámetro de sus músculos a 58 centímetros. Los expertos advirtieron que su cambio físico podría provocarle abscesos, flemones e, incluso, la amputación.

Tereshin le contó a sus cientos de seguidores que ya no puede soportar el intenso dolor y no le quedan más ganas de vivir, luego de sufrir fiebre y fatigas. “Me aplico hielo durante una hora y tomo medicinas tres veces al día”, revel´p.



No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.