En paralelo a la ley Bases, el Gobierno busca apoyo para la legislación en materia de Seguridad

 


 


Por fuera del debate del proyecto de la Ley Ómnibus, el Gobierno intentará avanzar en las próximas semanas con el tratamiento de un paquete de iniciativas sobre Seguridad y Defensa. Una de las principales propuestas es la modificación de la Ley de Seguridad Interior, con el objetivo de que las Fuerzas Armadas puedan intervenir en los operativos contra el narcotráfico y el crimen organizado. 


Los ministros Patricia Bullrich (Seguridad) y Luis Petri (Defensa) comenzaron esta semana una serie de reuniones con referentes parlamentarios de La Libertad Avanza, PRO, la UCR y Hacemos Coalición Federal. Hasta ahora, la mayoría de los proyectos anunciados por los funcionarios tuvieron buena recepción en la oposición, aunque plantearon algunas objeciones en aquellos referidos a la protesta social. 


Los distintos encuentros tenían como fin anticiparse a la discusión que se llevará adelante en las comisiones. Bullrich quiere asegurarse que llegará al debate con los apoyos necesarios o, al menos, tener en claro dónde tendrá las mayores resistencias. En las filas del oficialismo y de PRO tienen los votos garantizados. El resto de los opositores con los que empezaron a negociar quedaron más que satisfechos con las conversaciones, incluidos los diputados Miguel Ángel Pichetto y Nicolás Massot, de Hacemos Coalición Federal.  


En el radicalismo hay quienes tienen ciertos resquemores con el proyecto de "Ley de Orden Público", el cual estaba incluido en el texto de la Ley Ómnibus. Rodrigo de Loredo, Mario Barletta, Soledad Carrizo y Gabriela Brower Koning, Francisco Monti y Danya Tavela escucharon con atención este tema. Aunque ese capítulo no llegó a tratarse en particular, algunos legisladores habían anticipado que estaban en contra de modificar el Código Penal. La propuesta que promueven ahora también incluye subir las penalidades para quienes organicen manifestaciones o cortes de calle y sanciones al bloqueo de comercios. El temor de algunos es que eso entre en colisión con el derecho a la protesta, contemplado en la Constitución Nacional.  


Además, desde el ministerio de Seguridad se impulsan penas más duras contra las personas que "atenten" contra las fuerzas de seguridad y se insistirá con en el proyecto de "legítima defensa", en línea con la Doctrina Chocobar. 


Mejor recepción tuvo entre la oposición el proyecto "antimafia", que establece que ya no habrá una pena individual para quienes sean parte de una organización criminal, sino que se le dará la pena por el delito más grave a todos sus miembros. Sin embargo, generan dudas algunos de sus puntos. Algo similar sucede con la modificación de la ley de Seguridad Interior, bajo el argumento de que de esa manera las Fuerzas Armadas podrán participar del combate al narcotráfico en Rosario. 


Otras de las dos iniciativas que proponene son la de "reiterancia", que plantea que si alguien delinque por segunda vez va preso; y el Registro de ADN ampliado a todos los delitos.


 

Comentá

Artículo Anterior Artículo Siguiente