Escandaloso final en el partido entre Peñarol y Palmeiras por #CopaLibertadores

Una bochornosa batalla campal se desató al cierre del duelo entre Peñarol y Palmeiras. Tras una tremenda pelea entre ambos planteles dentro del campo de juego, los incidentes siguieron en los vestuarios y en las tribunas



El partido por la Copa Libertadores entre Palmeiras, de Brasil, y Peñarol, de Montevideo, terminó anoche en una verdadera batalla campal, tanto adentro de la cancha como en las tribunas. En segundo orden queda que el equipo brasileño dio vuelta un partido que parecía imposible al ir abajo 2-0. El encuentro se saldó con una pelea generalizada entre jugadores de los dos equipos por el Grupo 5 de la Copa Libertadores 2017.

El notable choque que se dio en la cancha se vio opacado por los incidentes que del terreno se fueron a las tribunas y tuvieron a los hinchas del Palmeiras y a los de Peñarol apenas separados por un vallado y una guardia de seguridad que poco pudo hacer para contener la violenta reacción de los parciales.



Todo el desastre ocurrió después del pitazo final: los jugadores de los dos equipos comenzaron a increparse y se vieron agarrones, corridas y golpes de puño a diestra y siniestra, y un particular encontronazo entre Felipe Melo y los jugadores locales.

Del césped, la pelea generalizada se fue a las tribunas del Campeón del Siglo donde el choque entre las dos hinchadas pudo terminar en desgracia. Un final injusto para un partido de trámite futbolísticamente excelente.



El mediocampista visitante, Felipe Melo, tuvo -quizás- algún exabrupto o lanzó alguna 'cargada' hacia los jugadores locales. Por tal motivo, Cristian 'Cebolla' Rodríguez (ex Independiente) fue uno de los más enojados y corrió al ex Inter de Italia por toda la cancha.

La situación se desmadró y la violencia dentro de los límites del campo se trasladó a las tribunas, con intercambio de proyectiles que se dispensaron los simpatizantes del 'Verdao' con sus pares 'mirasoles', además de guardias de seguridad que fueron desbordados.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.