La Cámara de Casación cerró definitivamente la causa contra Arribas

El máximo tribunal penal del país declaró inadmisible un recurso y archivó la denuncia



La Cámara Federal de Casación Penal ratificó hoy el cierre de la causa contra el director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, por presunto cobro de sobornos por parte de la empresa brasileña Odebrecht.

La Sala III del tribunal confirmó lo resuelto en primera instancia y de esa forma Arribas termina sobreseído, más allá de la declaración del arrepentido del Lava Jato de Brasil Leonardo Meirelles, quien aseguró que el funcionario cobró 850.000 dólares por gestiones para adjudicarle el soterramiento del tren Sarmiento a la constructora del país vecino.

Arribas ya había sido sobreseído en primera instancia por el juez federal Rodolfo Canicoba Corral y luego por la Cámara Federal, y si bien el fiscal Germán Moldes no apeló sí lo hizo la Procuraduría de Investigaciones Administrativas (PIA).

La PIA es quien coordina todas las fiscalías que trabajan en conjunto con sus pares de Brasil para buscar información del expediente Lava Jato en ese país, donde uno de los capítulos es sobre las coimas que Odebrecht pagó en distintos países.

Incluso, Odebrecht confesó haber pagado en la Argentina unos 35 millones de dólares en sobornos para acceder a obras en nuestro país.

Los jueces Eduardo Riggi, Angela Ledesma y Juan Carlos Gemignani resolvieron sobre la admisibilidad de la apelación de la PIA y concluyeron que el organismo encargado de investigar la conducta de los funcionarios públicos intervino cuando Arribas no lo era para la época en que sucedieron los hechos, en 2013.

"La Procuraduría de Investigaciones Administrativas ha sido creada a efectos de intervenir expresamente en aquellos hechos en los que el protagonismo central está asignado a funcionarios públicos, esto es, en relación a ilícitos cuyo título de imputación justamente es una responsabilidad institucional", recordó el Tribunal en el fallo al que accedió NA.

En ese sentido, señaló que "esa condición funcionarial está ausente en la atribución del hecho que se le formula al imputado".

"El ncausado (Arribas) a la fecha de los hechos materia de investigación no había asumido función alguna en el ámbito de la administración pública", dijeron los jueces.

La causa contra Arribas se había iniciado por el testimonio de Leoanrdo Meirelles, un cambista brasilero quien dijo que por orden de Odebrecht transfirió al menos 850 mil dólares en concepto de sobornos por las gestiones de Arribas para que la empresa quede a cargo del soterramiento del tren Sarmiento. Pero Arribas lo negó y sólo reconoció haber recibido en su cuenta bancaria de Suiza unos 70.495 dólares por la venta de bienes muebles y que Meirelles fue elegido por el comprador en Brasil.

Luego el propio Meirelles lo declaró mediante videoconferencia ante la Justicia Argentina en el marco de otra causa donde también se investiga pago de sobornos de Odebrecht.

Ahora, el fiscal de Casación Javier De Luca puede apelar ante la Corte Suprema de Justicia.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.