Natalio Grinman, secretario de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), defendió la propuesta de 10 puntos que el Gobierno acercó a dirigentes peronistas y aseguró que “la creación de empleo a través de una legislación laboral moderna es fundamental” para pensar el futuro del país.

“Si el precio para transformar de a poquito a la Argentina en un país normal es tener los problemas económicos que estamos teniendo ahora, tenemos que aceptar y pagar ese precio porque vale la pena y estamos construyendo el futuro”, afirmó en declaraciones a Radio Estación Sur.

"Es un tema de sentido común”, expresó el dirigente empresarial al tiempo que remarcó la necesidad de que "los argentinos nos sentemos alrededor de una mesa y podamos acordar algo, sino este país es inviable, como lo ha sido en estas últimas siete u ocho décadas”. “El problema somos los argentinos que no podemos ponernos de acuerdo en qué es lo mejor para nuestra Patria”, agregó.

Según Grinman, “el equilibrio fiscal es fundamental” ya que “si gastamos más de lo que ingresa tendremos un futuro bastante complicado”.

“La creación de empleo a través de una legislación laboral moderna es fundamental. Hoy tenemos 35, 40 % de empleo informal y es necesario que esos ciudadanos puedan acceder a un trabajo en blanco, pero para eso es necesario modernizar las leyes laborales que son de la primera Revolución Industrial. Estamos muy atrasados en eso”, añadió.

"El empleo del futuro es muy diferente a lo que conocemos y hay que estar muy preparado para eso. Nosotros no queremos generar desempleo, queremos ir hacia un empleo moderno e inclusivo, pero habrá que convivir con la robotización y con la Inteligencia Artificial. Para eso, es necesario adecuar las normas laborales”, remarcó.

“Entiendo que algunos sectores puedan estar preocupados, pero es más preocupante el futuro porque si no hacemos las adecuaciones correspondientes vamos a tener problemas. Entonces hay que pensar un poco más en el futuro. Toda esta tarea va a llevar décadas de cambios para poder ser un país normal. No quiero parecerme a Suecia o Noruega, quiero parecerme a Chile y Paraguay. Es así de simple, pero veo egoísmo en muchos sectores de la oposición, que dicen que esta es una maniobra ‘marketinera’ o ‘electoral’”, detalló.

"Hay sectores que están privilegiando sus intereses personales, sectoriales y partidarios en lugar de ponerse a conversar sobre la Patria”, destacó.

“Lo que el Gobierno está diciendo es ‘señores, vamos a comprometernos, quienquiera que vaya a gobernar después de 2019, a cumplir esto para lograr la transformación necesaria’”, resaltó.

“Yo escucho a los políticos, especialmente a los de la oposición, y digo ‘¿esta gente en qué país vive?’ No les importa el país, los argentinos, no les importa la Patria. No les importa nada. Hacen cada propuesta irrealizable que realmente asusta”, sentenció.

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente