Con goles de Gómez y Coniglio, el Globo se impuso por 2-0 en el inicio de la segunda fecha y volvió a sacudir al Sabalero, que lleva once sin ganar en el plano local.



Huracán acertó en las pocas situaciones de riesgo que tuvo esta noche en el estadio Tomás Adolfo Ducó y se impuso por 2-0 ante Colón, que sumó su segunda caída en igual cantidad de presentaciones en la Superliga Argentina de Fútbol.

Rodrigo Gómez, de penal, abrió la cuenta para un conjunto de Juan Pablo Vojvoda que terminó el juego con diez hombres por la expulsión de Mauro Bogado, quien regresaba al club tras su paso por San Martín de San Juan.



Fernando Coniglio, once minutos después de reemplazar a Andrés Chávez, y en tiempo de descuento, estableció la ventaja definitiva para el Globo.

El conjunto santafesino, que también concluyó el juego con diez jugadores por la expulsión de Christian Bernardi en tiempo adicionado, insinuó más de lo que que concretó desde el juego, y sigue carente de puntos, tras la derrota del debut ante Patronato como local.

El Sabalero, que se prepara para afrontar los cuartos de final de la Copa Sudamericana (recibirá a Zulia de Venezuela el jueves por el partido de ida), debe sacar puntos rápidamente para engrosar su promedio y no sufrir con la tabla del descenso.



El encuentro (o en su defencto la presencia de público en el interiore del estadio) estuvo en duda en algún momento de la tarde, por un problema económico entre Huracán y empleados del gremio UTEDYC, que controlan los ingresos. Al parecer, el inconveniente se subsanó y todo se llevó a cabo con normalidad.

Los dos equipos salieron con buenas intenciones, pero paulatinamente el nivel del juego fue decayendo en la primera mitad y los arqueros pasaron casi inadvertidos en la fría noche porteña.

Por el sector derecho de su ataque, Colón propuso sus mejores acciones, pero no fue sino hasta los 6 del complemento que pudo disponer de su primera situación de riesgo.

Alexis Vigo buscó a Christian Bernardi con un envío largo y profundo, pero el volante después de controlar el balón llegó exigido a definir ante Antony Silva y el arquero paraguayo ganó el duelo. Tres después, un tiro libre de Luis Rodríguez pasó cerca del arco local.

Colón avanzaba con ganas pero sin demasiada claridad y fue más que el Globo durante el primer cuarto de hora. Sin embargo, un intento personal de Rodrigo Gómez dentro del área terminó con Droopy derribado por Gonzalo Escobar, y con Hernán Mastrángelo sancionando penal.

El propio Gómez se hizo cargo de la ejecución y venció a Leonardo Burián con un derechazo no tan esquinado, pero rasante y potente, a los 16.

El equipo de Pablo Lavallén prácticamente se instaló en campo contrario y tuvo el empate en la cabeza de Emmanuel Olivera, pero también dejó espacios para que Huracán lastimara de contragolpe.

A través de esa vía, el Globo pudo ampliar la ventaja. No lo hizo únicamente porque Burián se lució con una gran intervención ante Andrés Chávez.

Colón insistió pero no logró vulnerar a la defensa del local. Cuando Huracán jugaba con diez jugadores por la expulsión de Bogado a los 36, el Sabalero estuvo cerca con un centro de Vigo que casi se le mete por encima a Silva, quien contó con la colaboración del travesaño.

El local liquidó el juego con una gran acción personal de Coniglio y terminó cómodo en el juego, ante un Colón que se dejó invadir por los nervios y sufrió la expulsión de Bernardi por una agresión sobre Gómez.

El siguiente compromiso de Huracán será como visitante ante Patronato, luego del parate por las elecciones. Colón, en tanto, recibirá a Gimnasia y Esgrima La Plata.

 

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente