El asesino de la familia de Matías Bagnato continuará preso

El juez de Ejecución Penal José Pérez Arias rechazó el pedido de Fructuoso Álvarez González y el acusado seguirá detenido en Ezeiza.



El juez de Ejecución Penal 1, José Pérez Arias, rechazó hoy un pedido de Fructuoso Álvarez González, condenado a prisión perpetua por la llamada "Masacre de Flores", y resolvió que el hombre que asesinó a la familia de Matías Bagnato continúe preso.

La defensa del autor del múltiple crimen, amparándose en su nacionalidad española, había presentado un escrito ante el juzgado por una solicitud de extrañamiento.

Se trata de un beneficio que contempla la Ley de Migraciones por el cual un ciudadano extranjero condenado por un delito cometido en la Argentina pueda ser deportado a su país, una vez cumplida la mitad de la pena.

En este caso, la condena quedaría extinguida automáticamente y el hombre quedaría libre en su tierra natal.

Tras conocer la resolución del juez, el único sobreviviente de la "Masacre de Flores", Matías Bagnato, expresó: "Estoy llorando como un tarado. Pensé que hoy salía libre".

"Esto me da fuerzas para seguir luchando y que las víctimas sean escuchadas. Estoy vivo gracias a los medios", señaló en declaraciones a la prensa.

Bagnato mencionó que hubiera sido un golpe muy duro de llevar adelante si liberaban al autor de la masacre y aseguró: "Me mataba a mi abuela".

"Como le decía con 90 años que quedaba libre. Está muy contenta por la noticia, pero vive con miedo", agregó.

El hombre manifestó: "Hace 23 años que estoy con esto y todos los años siento que me va a matar".

"De hecho me está matando lentamente. La Justicia está logrando lo que quería Fructuoso. Es intolerable", afirmó.

Sobre la decisión del magistrado y su lucha por justicia, Bagnato expresó: "Seguro que va a apelar la decisión. Tendremos que hacer la misma pelea en Casación".

El trágico hecho ocurrió el 17 de febrero de 1994 cuando Álvarez González incendió una casa de dos plantas ubicada en Baldomero Fernández Moreno al 1906, en el barrio de Flores, y como consecuencia de ese hecho murieron José Bagnato, su mujer, Olga Plaza, sus hijos Fernando y Alejandro y un amiguito que se había quedado a dormir esa noche, llamado Nicolás Borda.

El único sobreviviente, Matías Bagnato, un exintegrante del reality televisivo Gran Hermano 3, logró escapar por la ventana de su habitación, situada en el primer piso.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.