Francisco se desliga de las denuncias por abuso sexual a un obispo argentino

El papa Francisco no conocía las denuncias por abuso sexual y de poder contra el obispo argentino Gustavo Zanchetta, ex responsable de la diócesis salteña de Orán, cuando lo designó asesor de la inmobiliaria vaticana en diciembre de 2017. “Con referencia a los artículos recientemente publicados por algunos medios de comunicación y a algunas reconstrucciones engañosas, puedo reiterar firmemente lo que se declaró el 4 de enero”, afirmó el vocero papal Alessandro Gisotti.

Gisotti respondió así a los medios de prensa que afirmaron esta semana que el Vaticano estaba al corriente de las acusaciones contra Zanchetta. “Reitero que se está estudiando el caso y que al final de este procedimiento se dará información sobre los resultados”, apuntó el vocero en un comunicado vaticano.

El Vaticano investiga por abusos al obispo argentino que administra las propiedades de la Santa Sede, tras conocerse diversas denuncias en su contra durante su paso por la diócesis de Orán, entre 2013 y 2017, y Zanchetta se encuentra alejado de su cargo como número dos del APSA desde finales del año pasado.

Gisotti aseguró que el obispo, de 54 años y en el APSA desde diciembre de 2017, se mantendrá al margen de su cargo mientras dure la investigación preliminar.

Te puede interesar | Abusos: el caso de un argentino complica al papa Francisco

A finales de 2018, una investigación del diario El Tribuno de Salta advirtió que la renuncia de Zanchetta a la diócesis estuvo vinculada a denuncias por abuso sexual a tres seminaristas y por abuso de poder contra otros diez, delitos cometidos entre 2014 y 2015.

A inicios de año, Gisotti aclaró que al momento de ser designado por el Papa, “no había ninguna denuncia de abuso sexual” contra Zanchetta, sino que las imputaciones “aparecen en este otoño” (boreal), entre septiembre y diciembre pasados.

El vocero papal aclaró que Zanchetta “no fue removido de la diócesis de Orán”, sino que “fue él quien renunció”. Agregó que el actual obispo de Orán, Luis Antonio Scozzina, reúne información para aportarla a la justicia vaticana y que por el momento no se sabe si las investigaciones son por abusos contra menores o mayores de edad.

Las denuncias contra Zanchetta tuvieron también una presentación ante la Nunciatura Apostólica (embajada vaticana) en Buenos Aires, según publicó la prensa italiana a fines del año pasado, cuando Zanchetta había informado que su renuncia se debía a problemas de salud.

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.