Sospechan de millonarias maniobras ilegales en el gremio de los recolectores de residuos.



Mauricio Saillén y Pascual Catrambone, los jefes del Sindicato de Recolectores de Basura de Córdoba (Surrbac), quedaron detenidos hoy en el marco de una causa por lavado de dinero. Fueron aprehendidos después de una serie de allanamientos ordenados por la Justicia Federal junto con la Policía cordobesa y la Policía Aeroportuaria (PSA) en la mutual del sindicato y en los domicilios particulares de los principales dirigentes del gremio. Fueron 13 procedimientos en total.

La medida fue ordenada por el fiscal Enrique Senestrari y avalada por el juez Ricardo Bustos Fierros en el marco de la causa por supuestas irregularidades en el manejo de fondos de la mutual.

Según fuentes de la causa, en los allanamientos se encontraron alrededor de $5 millones y oro. Mauricio Saillén está todavía en su casa con su esposa y dos de sus hijos. Se están terminando de labrar las actas con personal judicial; en la puerta hay empleados de empresas recolectoras y, a pocos metros, camiones del servicio. Hay tensión por el posible traslado del gremialista a la comisaría.

En un comunicado, el gremio decretó un paro provincial y se declaró en estado de "alerta y movilización".También repudió los allanamientos y denunció una "burda operación" contra el movimiento obrero que se opone a las políticas del Gobierno nacional.

La denuncia acusa a los líderes de dar préstamos a los afiliados, usando fondos de la mutual y lucrando con los intereses que les cobraban a la hora de la devolución del dinero. Al inicio, el caso estuvo en la Justicia provincial con la carátula de administración fraudulenta y usura calificada; después pasó al fuero Federal

Mauricio Saillén supo tener estrechos vínculos con el líder camionero, Hugo Moyano, pero la relación se cortó en 2013, cuando el Surrbac renunció a la Federación de Camioneros y construyó su propio camino. Saillén fue un exaliado que rompió el gremio camionero en la provincia para armar uno propio (recolectores de residuos) y con el que Moyano mantiene en la actualidad una feroz disputa en los tribunales por los fondos de la obra social. La pelea de entonces no era ajena a la tensión que había entre Moyano y Cristina Kirchner.

Fuente: La Nacion

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente