Gracias a Griezmann, el Atlético de Simeone logró un valioso empate en Inglaterra

El Colchonero igualó 1-1 frente al Arsenal en la ida de semifinales. Triunfo del Marsella ante el Salzburgo.



El Atlético de Madrid empató 1-1 este jueves en Londres ante el Arsenal, en la ida de las semifinales de la Europa League, pese a haberse quedado con diez jugadores y sin su entrenador Diego Simeone, por sendas expulsiones, antes del primer cuarto de hora.

Alexandre Lacazette abrió el marcador de cabeza (61), pero el también francés Antoine Griezmann empató cerca del final (81), en un partido, en el que el Atlético logró sobrevivir pese a las enormes adversidades que afrontó.



Los rojiblancos vieron como a los diez minutos el árbitro expulsó al central croata Sime Vrsaljko por doble amonestación, quedándose con diez con ochenta minutos de partido por delante.

Y tres minutos más tarde, fue el técnico Diego Simeone el que tuvo que abandonar el terreno de juego expulsado por sus continuas protestas, en lo que fueron los peores momentos del Atlético.

Desconcertados por las dos exclusiones, los rojiblancos se cerraron atrás y aguantaron los ataques de los 'Gunners', que llegaban con peligro a los dominios de Jan Oblak.

El portero esloveno del Atlético fue el héroe de su equipo parando varios balones, que muchos veían ya en las redes 'colchoneras'.

Al poco de iniciarse el encuentro, Oblak sacó una mano providencial para despejar un remate de cabeza de Alexandre Lacazette (8) y un minuto después blocaba un zapatazo de Danny Welbeck (9).

Ante el chaparrón del Arsenal, el Atlético, tras unos momentos de desconcierto, cerró filas atrás en busca de las salidas al contraataque y poco a poco fue encontrando sus oportunidades.

Los rojiblancos aprovecharon una bajada de intensidad en la presión de los locales para empezar a llegar mejor, apoyado en el buen trabajo de Thomas Partey a la hora de recuperar balones en el centro del campo.

Una internada del ghanés acabó con un pase a Griezmann, para que el francés soltara un disparo prácticamente desde el punto de penal, que despejó Ospina (37).

Tras el descanso, Jack Wilshere se metió hasta la línea de fondo para poner un centro al área, donde se elevó Lacazette para cabecear picado y marcar el 1-0 (61).

Cuando parecía que el partido se encaminaba a la derrota rojiblanca, apareció Griezmann para poner el 1-1 tras una gran cabalgada y un mano a mano con Ospina (81).


Victoria del Marsella y lesión de Ocampos

El Marsella dio un paso importante hacia la final tras derrotar en casa por 2 a 0 al Salzburgo, este jueves en la ida de las semifinales.

A la espera del partido de vuelta, el jueves de la próxima semana en Austria, el Olympique parece tener muy cerca estar presente en la final del 16 de mayo en su país, en Lyon, contra Arsenal o Atlético de Madrid (empate 1-1 en la ida en Londres).



Florian Thauvin abrió el marcador para los franceses en el minuto 15 y el camerunés Clinton N'jie amplió la cuenta en el 63.

La mala noticia para el equipo de Rudi Garcia fue la lesión del argentino Lucas Ocampos, sustituido en los primeros minutos de la segunda parte.

El Marsella, que ganó la Liga de Campeones en 1993, sigue por lo tanto soñando con poder conquistar su primera Europa League, después de haber perdido las dos finales que disputó anteriormente en esta competición, en 1999 y 2004, cuando el torneo se conocía por su anterior denominación, Copa de la UEFA.

En caso de ganar el título obtendría además una plaza para la Liga de Campeones, un objetivo por el que está peleando en la Ligue 1 y que a falta de cuatro jornadas no tendría en la mano al ser cuarto en la clasificación, cuando sólo los tres primeros logran billete.

El Salzburgo, campeón de Austria, se verá obligado ahora a una gran remontada en su estadio si quiere aspirar a regresar a la final del torneo, después de haber sido subcampeón en la Copa de la UEFA en 1994.

 

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.