Belgrano y San Martín hicieron todo para ganar, pero ninguno logró hacer la diferencia



Belgrano y San Martín de San Juan arrancaron la temporada con la mirada enfocada en la tabla de los promedios. Ambos se encuentran en zona de descenso, sólo superan a Tigre y a Aldosivi, que perdió ante Unión en Santa Fe en el debut en la Superliga.

Ante la urgencia, los entrenadores, Lucas Bernardi y Walter Coyette, realizaron estrategias ofensivas, ya que sólo lograrán mantener la categoría si suman una gran cantidad de puntos.


El encuentro se tornó abierto, por momentos de ida y vuelta, y las figuras fueron los arqueros, Rigamonti y Ardente, para mantener el cero en Córdoba. Se repartieron el protagonismo, el capitán del verdinegro demostró sus reflejos en los primeros 45 minutos, cuando desvió un tiro libre de Alanís y un remate de Sequeira.

Mientras que el golero del Pirata tapó un cabezazo de Alvarenga a los 20' del PT. Y cuando no pudo resistir tuvo a su salvador: Sebastián Olivarez, quien en dos ocasiones desvió delante del arco los remates de Alvarenga y Cristaldo.

El punto los deja en la misma situación, con idéntico promedio y la sensación de que pudieron quedarse con la victoria, en especial al local que cerca del final lamentó el tiro en el poste de Adrián Balboa, que ingresó en la segunda parte en lugar de Sequeira.

Por lo pronto, tanto Belgrano como San Martín de San Juan demostraron que tienen material para ilusionarse con mantener la categoría y que tienen dos arqueros muy sólidos. En Córdoba, quedaron a mano.

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.