Con un gol de Román Martínez a los 32 minutos del complemento, el Ciclón se impuso por 1-0 en el Nuevo Gasómetro y cortó una racha de 15 encuentros sin triunfos.



Con un gol de Román Martínez en el segundo tiempo, San Lorenzo logró esta noche el esperado desahogo y venció 1-0 a Junior en el Nuevo Gasómetro para calmar las aguas con su entrenador Jorge Almirón y tomar confianza, en el marco de la segunda fecha del Grupo F de la Copa Libertadores de América.

Además de ser gritado de una manera especial, el tanto de Martínez significó el primer triunfo en la era Almirón y se cortó una racha de quince encuentros sin éxitos.



Los tres puntos acomodaron a San Lorenzo en el Grupo F porque quedó segundo, con cuatro unidades, a dos del líder Palmeiras, su próximo rival del 2 de abril. Junior, por su parte, lleva dos derrotas al hilo y jugó más de un tiempo con diez hombres por la expulsión de Gabriel Fuentes.

Bajo un tenso clima que bajó desde las tribunas, San Lorenzo mostró buenas intenciones y un jugador desequilibrante como Salazar, que fue la principal arma del equipo para atacar por la banda derecha.

La manejó bien el Ciclón, con Martínez y Belluschi en la zona media, pero le faltó cambio de ritmo y sorpresa para tomar mal parada a la defensa de Junior. Los colombianos, en tanto, salieron a jugar y apostaron a las conexiones entre los argentinos Fernández y Sambueza, más las subidas por izquierda de Díaz.

A los 16, el visitante tuvo la primera chance de peligro, con un disparo de Narváez que controló en dos oportunidades el arquero Monetti.

San Lorenzo pudo encontrar un resquicio a los 25 con una trepada de Senesi, quien abrió a la izquierda para Pérez, el lateral la mandó adentro y Rentería definió y el arquero uruguayo Viera la mandó al córner.

Tres más tarde, Junior se quedó con diez hombres por la infantil expulsión de Fuentes, debido al codazo que le aplicó a Pérez.

En los minutos finales antes del descanso, San Lorenzo se le fue encima al rival y en 39 probó Belluschi de afuera y Viera tapó bien. La última le correspondió a Junior, con un bombazo de Sambueza que salió cerca.



Almirón metió a Fértoli y Reniero en el complemento para tener más presencia en los últimos metros, pero sin Belluschi, quien salió por lesión, no tuvo ese pase filtrado en profundidad.

Después, el partido se interrumpió once minutos por un corte de luz en el estadio y en la reanudación se enchufaron los colombianos. Primero lo tuvo Cantillo, con un remate que se desvió justo en Senesi, y después Hinestroza se equivocó en la definición tras una perfecta cesión de Díaz.

En un momento de confusión, Martínez recibió en la puerta del área, la acomodó para su derecha y sacó un latigazo letal que me metió al lado del poste izquierdo de Viera para el 1-0.

Luego, se lo perdió Blandi frente a Viera, en otro buen avance del local, y Moreno contestó con una corrida por derecha y un potente disparo que besó la red pero del lado de afuera.

San Lorenzo lo perdió con un tiro de Fértoli en el travesaño y en el final cambió insultos y murmullos por algunos aplausos que alimentan su ilusión de seguir mejorando, tras el tenso clima del comienzo.

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente