El Fortín fue protagonista en Liniers, pero terminó en cero entre su ineficacia y algún desliz de Pitana. Ahora, quedó a tres de la punta.



Vélez Sarsfield y Huracán empataron esta noche sin goles, en la continuidad de la undécima fecha de la Superliga Argentina de Fútbol.

El partido se jugó en el estadio José Amalfitani del club Vélez Sarsfield y fue arbitrado por Néstor Pitana.



Con la presencia del histórico entrenador Carlos Bianchi, el partido comenzó con el dominio de Vélez, con buena circulación en el medio, las constantes proyecciones de sus laterales y la movilidad de Lucas Janson, quien en la primera de riesgo habilitó a Agustín Bouzat, que perdió con Antony Silva cuando intentó eludirlo.

Huracán apostó a lo que pudiera hacer Rodrigo Gómez, muy desconectado del resto.

Después el partido se hizo parejo, discreto y sin situaciones.

En el complemento Vélez volvió a tener la pelota y con el ingreso de Thiago Almada buscó tener una opción más clara de ataque.

De todos modos Huracán salió un poco del fondo y empezó a jugar el partido en la mitad de la cancha, y tuvo la primera de riesgo, con un tiro libre de Gómez apenas elevado.

Vélez respondió con dos clarísimas: primero con un cabezazo de Janson en el palo y luego con un remate de Nicolás Domínguez desde la puerta del área chica que atajó muy bien Silva abajo.

Los de Gabriel Heinze cortaron una racha de dos triunfos consecutivos, tras vencer a Independiente y en Rosario a Central, ambos por 1 a 0.

Huracán, con el interinato de Néstor Apuzzo como entrenador, lleva cinco sin perder, dos triunfos y tres empates, y el arquero Silva llegó a 491 minutos sin recibir goles.

 

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente