El Taladro lo perdía por 3 a 1, pero en una ráfaga lo empató con goles de Reinaldo Lenis y Jesús Dátolo para quedarse con un importante punto en el Sur.



Banfield y Unión de Santa Fe igualaron hoy 3-3 en un partido lleno de emociones jugado en el estadio Florencio Sola, por la duodécima fecha de la Superliga Argentina de Fútbol.



Jesús Dátolo por duplicado y Reinaldo Lenis marcaron para el local, y Jalil Elías, Franco Troyansky y Gabriel Carabajal lo hicieron para la visita, que dejó escapar una ventaja de dos goles. La nota negativa del encuentro fue la grave lesión que sufrió Jonás Gutiérrez antes del final del primer tiempo.

El Taladro rescató un punto, pero continúa su sequía de triunfos, que se extiende a cinco partidos (tres empates y dos derrotas) y sigue mirando con preocupación la tabla de los Promedios.

Unión, por su parte, dejó escapar la victoria pero hace seis juegos que no tropieza.

En un primer tiempo parejo, arrancó mejor el Tatengue, que sobre todo inquietaba desde los pies de Walter Bou.

El delantero probó a los 16 y se encontró con una buena respuesta de Mauricio Arboleda. Cuatro minutos más tarde, reventó el poste derecho con otro buen remate.

A puro oportunismo, Dátolo ingresó al área por el centro y cabeceó al gol un envío desde la derecha de Luciano Gómez para darle la ventaja al local en la única clara que tuvo.

Arboleda, a los 39, volvió a ahogarle el grito a Bou, que no lograba concretar todo lo que generaba. El que sí pudo fue Elías, quien a los 47 aprovechó un rebote en el área del Taladro y le rompió el arco al golero colombiano para igualar el tanteador.

Fue un inflador anímico el gol, porque apenas iniciado el segundo período Unión dio vuelta el partido. A los 6 minutos, Carabajal le puso la pelota en la cabeza a Troyansky para que el delantero colocara el balón junto al poste izquierdo y gritara con todas sus fuerzas para celebrar la conquista.

Bou una vez más encaró a Arboleda, pero esta vez el arquero lo derribó en el área y el árbitro Darío Herrera sancionó un penal que Carabajal transformó en gol a los 14.

Sebastián Moyano voló a los 27 para salvar a Unión del descuento, tras un potente cabezazo de Renato Civelli. Dos minutos más tarde, el arquero no pudo hacer nada cuando Agustín Urzi envió un centro que Lenis cabeceó hacia el fondo de la red desde el punto del penal.

Los cambios ofensivos propuestos por Julio Falcioni y sobre todo el cambio de actitud de sus futbolistas terminaron dando resultados, porque a los 35 Dátolo tomó el balón por la izquierda y sacó un disparo violento que se desvió levemente y se clavó junto al segundo palo.

Jesús le dio vida a un Taladro que camina sobre las traicioneras aguas de la permanencia.

 

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente