Racing se lo dio vuelta a San Lorenzo y le ganó 2 a 1



Racing alejó los fantasmas y ganó un clásico para afirmarse en la punta de la Superliga.



En Avellaneda, se lo dio vuelta a San Lorenzo y volvió a sacar ventaja en la cima del torneo, luego de dos partidos sin ganar. Fue 2-1 con goles de Lisandro López y Pol Fernández. Nicolás Reniero había convertido para el Ciclón.

La Academia comenzó mejor en el Cilindro. Con Marcelo Díaz como eje en el centro de la cancha, mostró una buena circulación de pelota y se instaló en el campo del Ciclón. Pero no contó con situaciones para convertir.

San Lorenzo se plantó en su trinchera e hizo un trabajo con suma paciencia. Comenzó a cortar la circulación de Racing, a ganar las divididas en el medio y a salir de contra. Efectivo iba a ser ese movimiento para el visitante.

En el primer aviso, Mussis se equivocó, tras robarle una pelota a Augusto Solari, al darle largo un pase a Pablo Mouche. Un rato después, en un tiro de esquina, Elías Pereyra sacó una buena volea y García reaccionó magistralmente.



Pero no iba a pasar demasiado para que la pesadilla defensiva que estaba viviendo el equipo de Coudet se convirtiera en la ventaja para San Lorenzo. A los 29, Reniero encontró un rebote tras un remate desde lejos y, mano a mano con el arquero, definió para poner el 1-0.

Racing intentó reaccionar, pero San Lorenzo contó con aún más chances de convertir. Gabriel Gudiño y Reniero se lo perdieron también. Del otro lado, apenas una chance, de Leonardo Sigali, que encontró un rebote y quiso definir al primer palo, pero un defensor le desvió el remate al córner.

Coudet hizo su segundo cambio para jugar el complemento (antes había reemplazado a Solari, lesionado, por Pol Fernández) y mandó a la cancha a Gustavo Bou, en lugar de Cristaldo. Pero el protagonista en el inicio fue Licha López. Racing presionó en la salida del segundo tiempo, el delantero quedó mano a mano con Nicolás Navarro y definió picándola para ponerle el 1-1.

Racing sintió un empujón anímico con el gol tempranero y fue por más. Y a los 16 minutos iba a llegar el segundo. Fue con un remate, desde la puerta del área, de Pol Fernández, que hizo gala de su espectacular pegada.

Fue por más la Academia y contó con buenas chances para convertir. Bou desperdició dos mano a mano contra Navarro y San Lorenzo se mantuvo en partido sólo por eso. Biaggio decidió sacar, justo antes del segundo gol de Racing, a sus dos delanteros y ya no pudo volver a generar peligro.

 

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.