El Ciclón de Juan Antonio Pizzi viajó a Santa Fe para enfrentarse al Sabalero y alejarse de Boca, pero el equipo local aprovechó sus momentos y superó al Ciclón por 2-1.



San Lorenzo de Almagro, con una formación remendada y con varias bajas, se quedó sin invicto en la Superliga Argentina de Fútbol, aunque momentáneamente sigue siendo el único líder, tras perder por 2-1 ante Colón de Santa Fe, por la sexta fecha.

Luis Rodríguez, de penal, y el colombiano Wilson Morelo convirtieron para el equipo santafesino en el estadio Brigadier General Estanislao López.

El paraguayo Ángel Romero fue el autor del empate parcial para San Lorenzo, que quedó con 13 puntos y puede ser superado por Boca, que recibe este domingo a Estudiantes de La Plata.



El conjunto sabalero sacó ventaja ante el todavía líder del campeonato, de momento con un punto de ventaja sobre Arsenal y Argentinos, gracias a un penal convertido por Luis Rodríguez, a los 29 minutos.

Fue esa, quizás, la única emoción de un primer tiempo lineal, con poco cambio de ritmo y nada de imaginación.

Por lo demás, fueron intentos esporádicos y poco peligrosos, de media distancia, los que ilusionaron tímidamente a los simpatizantes de ambos equipos (San Lorenzo pudo llevar a su público).

Ambos expusieron sus respectivas limitaciones: el local porque su presente en la Superliga dista de ser el ideal (también espera por las semifinales de la Copa Sudamericana) y el visitante, por presentar una formación compuesta por piezas poco acostumbradas a convivir dentro de un campo de juego.

Una distracción defensiva de San Lorenzo le permitió a Colón establecer la diferencia parcial. Rodrigo Aliendro realizó rápidamente un saque lateral en ofensiva y Pulga Rodríguez intentó eludir a Gerónimo Poblete.

La finta del delantero quedó inconclusa porque el volante azulgrana detuvo la marcha de la pelota con el codo izquierdo. El árbitro Fernando Echenique, acertadamente, sancionó penal y Rodríguez lo cambió por gol.

El ingreso de Ángel Romero en el inicio del segundo tiempo le cambió la cara a San Lorenzo. El paraguayo activó su poder de gemelo fantástico y en apenas dos minutos convirtió el empate para San Lorenzo, tras una excelente combinación con Lucas Menossi y Fernando Belluschi.

A partir de ese momento, y hasta aproximadamente los 25 minutos del complemento, se vio lo mejor de San Lorenzo, que aceitó sus circuito de juego y mostró un traslado significativame más fluido que en la mitad inicial.

Pero el equipo de Juan Antonio Pizzi no estuvo fino en los últimos metros (el paraguayo Adam Bareiro sigue con la pólvora mojada) y le permitió a Colón emparejar nuevamente las acciones.

Por si fuera poco, de un contragolpe auspicioso en favor de San Lorenzo terminó en falta para el local en campo azulgrana, por una infantil falta de Ezequiel Cerutti. De ese balón detenido, y luego de la expulsión de Pablo Lavallén por protestar, llegó el segundo de Colón.

Pulga Rodríguez, inteligente, puso la pelota en un hueco vacío dentro del área, y al colombiano Morelo, en soledad, no le quedó más que acertar al arco y fusilar a Navarro para estampar el 2-1.

San Lorenzo buscó nivelar el juego en el último cuarto de hora, pero sus buenas intenciones no fueron suficientes para volver a quebrar a un Colón que defendió con mucha gente su victoria y los tres puntos fundamentales que sumó en función de su lucha por la permanencia.

 

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente