EN VIVO: Conferencia de prensa de Hernan Lacunza



La Academia igualó 1 a 1 con el Halcón de Varela y festejó el campeonato ante su gente.



En una jornada a puro festejo, Racing Club estrenó hoy el título de la Superliga con un empate 1-1 con el escolta Defensa y Justicia, en un colmado Cilindro de Avellaneda, y cerró un torneo memorable.

Con ovaciones, aplausos y reconocimientos, el encuentro se desarrolló en un ambiente festivo con la oportunidad única de los hinchas de celebrar la decimoctava estrella con sus ídolos.

El Halcón demostró por qué peleó hasta el final el campeonato y redondeó una campaña histórica por haberse clasificado a la Copa Libertadores de América 2020. Los goles los marcaron Jonatan Cristaldo, para Racing, y el paraguayo Matías Rojas, en la visita.

Defensa fue más claro a la hora de la construcción de juego frente a un Racing que sólo contó con ráfagas, en especial cada vez que Zaracho tomó en contacto con la pelota. El visitante la movió bien, desde la zona media con Miranda y Blanco, y las diagonales de Fernández fueron un dolor de cabeza para la última línea local.

A los 26, el Halcón contó con la chance más importante de la etapa, con una definición de Fernández que salió apenas afuera, luego de una cesión de cabeza de Martínez.



Racing se activó en los últimos minutos y el arquero Unsain se lució al quitarle un mano a mano a Cristaldo, y luego envió al córner un bombazo de Solari. Antes del descanso, Donatti conectó un despeje, después de un tiro libre desde la derecha, y se le fue por muy poco.

En el comienzo del complemento, Zaracho hizo una gran jugada por la izquierda, llegó al fondo y tiró el centro atrás para la llegada de frente de Solari, a quien Unsain le tapó el disparo. El rebote le quedó a Cristaldo, quien definió al gol para el 1-0.



Luego, Aliseda se la bajó en el área a Fernández y justo y muy atento salvó Arias. La justicia en el resultado llegó en 24, con un perfecto centro de Rius desde la derecha y un cabezazo solitario del paraguayo Rojas para vencer a Arias y anotar el empate.



En el segmento final del partido, se hizo por momentos de ida y vuelta porque ninguno de los dos renunció a llevarse el triunfo. Racing estuvo muy cerca a los 35, con un mano a mano que Unsain le ahogó a Pol Fernández.

La última fue para el local, con un zurdazo de Ríos que con suspenso, después de dar rebote, Unsain controló en la línea.

El pitazo final de Lamolina derivó en el delirio de los hinchas y un festejo que recordarán por siempre.

 

Post a Comment

Artículo Anterior Artículo Siguiente